El día previo a un examen

El día previo a un examen
44098321_m

¿Es bueno repasar el día antes del examen? ¿Es mejor dejar que se asienten los temas que hemos ido asimilando previamente? ¿Qué es lo más recomendable?
El día anterior a un examen puede resultar muy decisivo y crucial, pero lo cierto es que cada persona debe conocerse para saber qué técnica de estudio le conviene más y le ha funcionado a lo largo de su carrera estudiantil.
Sin embargo, sí que hay algunos consejos que se pueden tener en cuenta a la hora de estudiar antes de un examen.
 

 Algunos consejos para el día anterior al examen

El día previo al examen puede resultar muy jugoso a la hora de hacer repasos o estudiar de nuevas algunas partes que en un primer momento no parecían tan importantes. No obstante, la mejor opción es pasar el día con tranquilidad para llegar al día siguiente lo más calmados posible.
Levantarse a la misma hora para estar descansado todo el día es una buena forma de empezar la mañana. Aunque muchos expertos recomiendan que no se estudie ese día, sí que se pueden dedicar unas horas a hacer un repaso más rápido que ayude a fijar los conocimientos que ya se tenían.
Lo mejor es acostarse temprano para llegar tranquilos y a tiempo al examen, sin olvidar los bolígrafos y el resto de los materiales que se van a utilizar.